Capilla de Nuestra Señora de Montserrat (Sevilla)

SMP Capilla Montserrat, Sevilla

Actual imagen de San Martín de Porres en la Capilla de Montserrat. (Foto: Juan Luis Bardón)

SMP Capilla Montserrat

En los años 60 existía una pequeña imagen de nuestro Santo, que tanta devoción recibe en Sevilla.  

La Capilla de Nuestra Señora de Montserrat, Sede Canónica de la Hermandad que lleva su mismo nombre, fue construida por el gran arquitecto del barroco sevillano Leonardo de Figueroa a comienzos del siglo XVIII, concretamente entre los años 1704 y 1710. Se encuentra en la conocida calle sevillana de Cristo del Calvario, frente a la iglesia de Santa María Magdalena.

Anteriormente fue sede de la extinta Hermandad de Nuestra Señora de la Antigua y Siete Dolores, que la edificó tras adquirir a los dominicos un viejo patio de caballerizas del convento de San Pablo.

El edificio se concibe a partir de una planta rectangular articulada en una nave cubierta con bóveda de cañón y lunetos. La bonita fachada presenta un paramento avitolado; destacando la portada, con un gran moldurón que se pliega en los ángulos y atribuida a Matías José de Figueroa, siendo renovada parcialmente años más tarde por Diego Antonio Díaz. En la parte alta de la fachada se encuentran tres hornacinas con pinturas al fresco que representan a: Santa María Magdalena, a San Juan Evangelista, y en la parte central a Nuestra Señora de la Antigua y Siete Dolores. A ambos lados de la puerta encontramos los retablos cerámicos del Santísimo Cristo del Conversión del Buen Ladrón y Nuestra Señora de Montserrat, titulares de la Hermandad. En la misma fachada, en uno de los laterales inferiores, existe también un limosnero con un azulejo con la imagen de Fray Martín del pintor ceramista Facundo Peláez.

En su interior, de una sola nave dividida en tres naves con coros a los pies y presbiterio, destacan el Cristo de la Conversión del Buen Ladrón (Juan de Mesa, 1610) y la Virgen de Montserrat (Gaspar de la Cueva, 1607), encontrándose ambas imágenes en el retablo principal, de estilo neoclásico. También mencionar una imagen de la Virgen del Rosario, de Cristóbal Ramos en 1787. La capilla cuenta además con otras piezas de imaginería bastante interesantes y una buena colección de pinturas del siglo XVII. Sin duda, un lugar digno de visitar.

≈ ≈ ≈

fachada

Leyendas de Sevilla: Capilla de Montserrat

Hermandad de Montserrat

Iglesia de la Concepción Inmaculada (Sevilla)

Inmaculada Concepción Sevilla

Iglesia de la Concepción Inmaculada (Hermandad de la Sed), leyendasdesevilla

Imagen de San Martín de Porres en unos de los lados del retablo de la Virgen de los Reyes.

La iglesia sevillana de la Concepción Inmaculada fue levantada entre los años 1925 y 1929, bajo el impulso del entonces cardenal de la diócesis, Don Eustaquio Ilundain y Esteban. El encargado del diseño fue el arquitecto Antonio Arévalo que, inspirándose en la nave central de la basílica de San Pedro, la concibió en un estilo clásico con mezcla de elementos barrocos. El templo fue bendecido el 10 de mayo de 1929 con motivo del Congreso Mariano celebrado en la capital hispalense. Desde entonces, se ha convertido en el punto de referencia de la espiritualidad del barrio de Nervión. 

En la parroquia de esta iglesia tiene su Casa de Hermandad y Sede Canónica la conocida Hermandad de la Sed. En ella reciben culto las imágenes del Cristo de la Sed (por Luis Álvarez Duarte, 1.970), una talla en madera de pino de Flandes que representa el pasaje evangélico de la Quinta Palabra de Nuestro Señor en la Cruz; y la Virgen de Consolación, realizada por Antonio Joaquín Dubé de Luque en 1.969. Ambas tallas son titulares de la Hermandad, que hace estación desde este templo el Miércoles Santo.

Fotos y enlace recomendado: leyendasdesevilla.blogspot.com

≈ ≈ ≈

Cristo de la Sed

Hospitalaria Hermandad Sacramental de Congregantes de la Concepción Inmaculada de la Santísima Virgen María y Cofradía de Nazarenos del Santísimo Cristo de la Sed y Santa María de Consolación Madre de la Iglesia, San Juan Evangelista y San Juan de Dios: Hermandad del Santísimo Cristo de la Sed

Cerámica con la imagen de San Martín de Porres (IV)

Cerámica Sevilla

Azulejo elaborado con la técnica de plano pintado por la fábrica del reputado ceramista Pedro Navia Campos (Sevilla). La imagen es obra del pintor de cerámica Manuel García Rodríguez en el año 1964. Este azulejo se encuentra en el Parque Municipal de Limpieza Pública (Foto: Martín C. Palomo)

Fuente: retabloceramico.net

Imagen de San Martín de Porres, del escultor Manuel Pineda Calderón

Parroquia del Dulce Nombre de Bellavista - Escultor Manuel Pineda Calderón

San Martín de Porres a tamaño natural realizado por Manuel Pineda Calderón (1973)

Manuel Pineda Calderón, escultor y reputado imaginero, nació en Alcalá de Guadaíra (Sevilla) el 25 de noviembre de 1906. Sus padres regentaban una panadería y curiosamente es ahí donde comienza sus pinitos, modelando los restos de masa y creando figuritas que ya eran del agrado y del asombro de sus vecinos. En el colegio destacaba por sus dotes artísticas, tanto en las manualidades como en el diseño y el dibujo, que ya vislumbran su camino profesional. Artista autodidacta y de gran sensibilidad, además de escultor cultivó la pintura. Estudió en la Escuela de Artes y Oficios de Sevilla y viajó por algunos países europeos (Italia, Francia, Países Bajos, etc.) para labrarse como escultor, pues además de hombre de aprendizaje eran grandes sus inquietudes artísticas. Pertenece a una generación de importantes imagineros andaluces surgida en la postguerra y que desarrollaron una relevante labor. Fue un hombre introvertido, humilde y creyente; siempre vinculado a su localidad de nacimiento Alcalá de Guadaíra y de su Semana Santa, en la que participaba como miembro de algunas hermandades alcalareñas. Su taller se convirtió en lugar de tertulia de artistas locales como los pintores Enrique Blanco y Manuel Silva, o el poeta Manuel Álvarez López entre otros.

Manuel Pineda Calderón

Jesús Cautivo y Virgen de la Amargura (Alcalá de Guadaira)

Muchas de sus obras están repartidas por toda la Semana Santa andaluza (excepto para la Semana Santa sevillana). Sus imágenes de Cristo reciben la influencia del barroco español y de la escuela sevillana del Siglo XVII (Juan Martínez Montañez -considerado su principal representante- y Juan de Mesa, principalmente). En cambio, las dolorosas responden a una belleza idealizada, sin modelo natural concreto. Su amplio catálogo de obras (Cristos, representaciones marianas y de santos, y otras escenas hagiográficas) se encuentra repartido por toda España. También cultivó la pintura (pintura mural y de caballete) y trabajó en el diseño y decoración de pasos religiosos.

Su último trabajo lo realizó para la Parroquia del Dulce Nombre de la barriada sevillana de Bellavista, tratándose en este caso de una imagen para vestir y a tamaño natural de San Martín de Porres. Manuel Pineda falleció el 30 de diciembre de 1974 víctima de un infarto de miocardio. Sus restos mortales descansan en la capilla de la Hermandad de Nuestra Señora del Dulce Nombre (Parroquia de San Sebastián, Alcalá de Guadaíra). Su sencilla lápida reza un escueto pero significativo texto: D.E.P Manuel Pineda Calderón – Escultor – 1906-1974

≈ ≈ ≈

Manuel Pineda Calderón, un siglo con su querida Alcalá

Nuestro amigo Martín

SMP Bormujos 1

Monasterio Santa María la Real (Bormujos, Sevilla)

Nuestro Amigo Martín:

Un bonito día que termina, un bonito día para sentir la presencia de nuestro hermano San Martín. Un pequeño, Gran Santo, San Martín de Porres, que quizá con tan solo pensar en él, o mirar cualquier imagen de él, pueda despertar en nosotros un sentimiento de ternura, de alegría, de inocencia, y un deseo de ser tan sencillos como lo era él.

Todos conocemos a Fray Martín. Un hombre sencillo, lleno de ternura. Él siempre sonreía a todos, daba igual quien fuese, como fuese, Martín sonreía, una sonrisa tierna, llena de inocencia. Es con esa misma inocencia con la que trataba a los animales. Les hablaba con una gran ternura que sobrecogía, así como cuidaba de los enfermos, o incluso como sonreía aun cuando le insultaban, llamándole “perro mulato”. Esa inocencia que ojalá hoy tuviésemos más, pero, en este mundo que nos toca vivir hoy, ¿seríamos capaces de sonreír a quien nos dice algo que no nos guste, a un insulto, una mala palabra?…

¡Quién pudiera ser un poquito como él! Gran predicador, con su vida y con su palabra. Amante de la Eucaristía, pues como Cristo se partía y repartía a todos, dándose por entero, a los más débiles, a los pobres, a los que nadie quería, a los enfermos, a todos por igual. Hombre de oración, en cada momento, a todas horas, durante toda la noche.

SMP Bormujos

Lo que se da generosamente se multiplica

Martín, alegre, amigo fiel, que se entregaba, que sabia escuchar, que amaba. Y de su cesta, ¿cuántas cosas sacaba? Todo, para darlo todo, y de esa cesta en su corazón repleta de vida, de amor, de ternura, nos lo daba todo, nos lo sigue dando, y sigue llenando muchos corazones, que confían.

Esa su sonrisa inocente, como la de un niño, que nos regalaba, era una sonrisa de vida, salida de sus labios, de sus ojos, de su corazón. Un gesto que nos llena de paz, que nos invita a ser sencillos, humildes, a predicar con nuestra vida, a ser Palabra vivida y predicada. Latir con su corazón para sentir su ternura hacia los más necesitados. Pureza de corazón, sensible y humilde, nunca queriendo ser más que nadie, si no estar siempre al servicio de los demás. Gracias hermano Martín por tu vida entregada con amor a Dios a quien tú tanto amabas. Enseñamos a vivir en esa humildad, siendo sencillos, y pobres.

Gracias por ayudarnos a pensar en Dios, por hacernos verle en los demás, por tu invitación constante a ser sinceros, y generosos, y valientes para darnos cada día.

Y gracias por enseñarnos que el Amor dado sin medida, con sencillez, es el Más Grande regalo.

Sor Pilar Aparicio, O.P. (Comunidad de MM. Dominicas. Monasterio de Bormujos, Sevilla)

Cerámica con la imagen de San Martín de Porres (III)

Azulejo plano pintado smp

Azulejo elaborado con la técnica de plano pintado por la Fábrica Cerámica Santa Ana (Sevilla). La imagen ha sido obra del prestigioso pintor de cerámica Antonio Kiernam Flores, y es aproximadamente de la década de los años 60.

La Ubicación: Alcalá de Guadaíra (Sevilla). Patio de la finca Monte Marta Conica. Dependencias del Complejo de Tratamiento de Residuos Sólidos Urbanos de Sevilla.

Foto: Pedro de Seras Ledesma

Fuente: retabloceramico.net

Convento de las Filipenses (Écija – Sevilla)

convento de las filipenses

Convento de la Visitación “Las Filipenses” (hijas de S.Felipe Neri) de Écija, en la calle Recogidas, un edificio mudéjar cuya fundación data del siglo XVI. La portada de estilo barroco, en piedra caliza y mármol gris, fue ejecutada entre 1774 y 1775.

Convento de las Monjas Filipensas, Écija, Sevilla

Pequeño altar de Fray Martín en la iglesia del antiguo convento de las MM. Filipenses. En esta bella localidad sevillana existe mucha devoción por “Fray Escoba”

La fundación del convento se fecha en el último cuarto del siglo XVI. La iglesia es de una sola nave, cubierta con un artesonado mudéjar de gran interés que cubre la totalidad del templo. La portada es barroca labrada en piedra, rematándose en la parte superior con un relieve escultórico. La espadaña del siglo XVIII se alza a dos planos en un ángulo a los pies de la Iglesia, con dos cuerpos rematados por cupulín y decorados con azulejería. En el interior encontramos dos ricos artesonados de lacería mudéjar del siglo XVI, uno cubriendo la nave y otro techando el presbiterio en forma de cúpula octogonal.

Al siglo XVIII corresponden la mayor parte de los restos arquitectónicos y decorativos de la iglesia y convento. También a este siglo pertenecen la fachada principal del templo, el campanario con forma prismática, las ricas decoraciones de la sillería del coro, el refectorio y la sacristía.

El retablo principal es neoclásico, en el Altar Mayor se venera a la Virgen de los Dolores. En lo alto un interesante relieve de la Visitación del siglo XVII, del taller de Pedro Roldán. En los laterales se encuentran retablos con imágenes del círculo de Roldán, destacando un Jesucristo Nazareno portando la cruz y un Crucificado.

Pasear por Écija es tener la oportunidad de realizar un interesante recorrido por conventos, iglesias, palacios, torres y, en definitiva, por un impresionante patrimonio artístico e histórico.

Hermandad de Los Negritos (Capilla de Nuestra Señora de los Ángeles), Sevilla

Capilla de Los Ángeles (Sevilla)

Capilla de Nuestra Señora de los Ángeles. Información

Hermandad de los Negritos

Santísimo Cristo de la Fundación (1622), uno de los titulares de la Hermandad junto a Nuestra Señora de los Ángeles. Foto: Juan Luis Bardón G.

Hermandad de los Negritos SMP

Imagen de San Martín de Porres en la Capilla de Nuestra Señora de los Ángeles (Sevilla). Foto por gentileza de Juan Luis Bardón G.

La Antigua, Pontificia y Franciscana Hermandad y Cofradía de Nazarenos del Santísimo Cristo de la Fundación y Nuestra Señora de los Ángeles (los Negritos), es una de las hermandades más antiguas de Sevilla -se supone que la más antigua-; tiene su sede en la Capilla de Nuestra Señora de Los Ángeles de Sevilla, y procesiona el Jueves Santo con dos pasos presididos por sus imágenes titulares: el Cristo de la Fundación y Nuestra Señora de los Ángeles.

En 1962, por recomendación del que fuera  Hermano Mayor y Cardenal Arzobispo de Sevilla, José María Bueno Monreal, se intensificó el culto y la devoción por parte de la Hermandad de Los Negritos a San Martín de Porres, habiendo celebración de Eucaristía Solemne en el día de su festividad (Regla 4º. “De otros cultos tradiciones”).  Precisamente en la Capilla de Los Ángeles se encuentra además, entre otras muy interesantes, la bonita talla del santo de color siciliano San Benito de Palermo, tercer titular de la hermandad.

respiraderos de la Hermandad de los Negritos

Esta pequeña imagen de San Martín, obra del orfebre trianero Ramón León, también se encuentra en los respiraderos de la hermandad.

Enlaces relacionados:

Hermandad de los Negritos (+información)

Hermandad de los Negritos (web)

Cerámica con la imagen de San Martín de Porres (II)

Azulejo del pintor ceramista Facundo Peláez Jaén. Dicho azulejo, de mediados de la década de 1960, procede de la prestigiosa fábrica Cerámica Santa Ana (Sevilla), y se encuentra ubicado en la Capilla de Montserrat, en la calle Cristo del Calvario (Sevilla).

Años antes se había entronizado en el interior de la iglesia una imagen del Santo, que tanta devoción recibió a mediados del siglo XX, acordándose posteriormente colocar un retablo en la fachada, con un limosnero en su parte inferior (Martín C. Palomo García).

Fotos: Antonio Entrena Aznarte y Alfonso García García

Fuente: retabloceramico.net