Cristina Kaufmann en el recuerdo: “Vivir en obsequio de Jesucristo”

Kristina Kauffmann

Cristina Kauffman era una monja carmelita del monasterio de la Inmaculada Concepción de Mataró (Barcelona). Una mujer que irradiaba dulzura y paz a su alrededor; nos deja un hermoso legado de espiritualidad, fiel reflejo de sus encuentros con Dios. Fue un gran ejemplo de vida santa: una forma de vida que ella experimentaba como “vivir en obsequio de Dios”.

Yo creo que la vida contemplativa, nuestra vida, uno de los matices de nuestro testimonio es también el testimonio de la belleza. Nuestra vida tiene una armonía que es hermosa, que es bella. Porque tiene en cuenta todas las facetas de la persona humana, pero recogida, como impregnada de la presencia del Espíritu de Dios, porque Dios es belleza, Dios es amor, Dios es belleza, si la creación es reflejo de Dios… ¡la creación es… hermosa!

Cristina Kaufmann nace en Banden, una pequeña ciudad Suiza cerca a la frontera con Alemania, el 19 de Octubre de 1939, en el seno de una familia numerosa. Muy pronto deja constancia de un talante firme, pero a su vez muy tierno, ocupándose de la casa familiar y del cuidado de sus hermanos. De joven y atraída por la pintura religiosa de El Greco y otros pintores clásicos visita España, país por el que siempre se sintió atraída y que le ofrece una manera distinta de concebir la vida en todas sus dimensiones. Algún tiempo después tiene la oportunidad de venir de forma permanente a Barcelona. Conocedora de las obras de San Juan de la Cruz y de Santa Teresa de Jesús entra en la Orden de las Carmelitas Descalzas donde es muy bien acogida en el Monasterio de la Inmaculada Concepción de Mataró. Religiosa de gran talla intelectual (dominaba cinco idiomas) y humana, mujer cristiana y fraternal, el impulso interior que mueve la vida de la hermana Cristina se define perfectamente de la siguiente manera: la pasión de amor por este Jesús que la vivifica y que será el motor de toda su vida y actividad, y al cual ella responde con sencillez pero con totalidad de amor a Jesús, hecho carne en el día a día de la comunidad (“Te queda Dios. Te queda TODO”).

Jesús era un hombre, histórico, pero a la vez era, es, la presencia de Dios en el mundo. Y nos ha dejado su espíritu que está en toda persona humana de alguna manera presente. Y allí en donde una persona ama, una persona espera, una persona está contenta… yo pienso mucho que mientras haya personas felices en el mundo, a pesar de que el mundo sea cómo es, es una prueba que hay un espíritu divino en el mundo. Que no la podemos hacer nosotros.

Cristina Kauffman

Escritora y poeta sensible, entre sus obras destacan: “El rostro femenino de Dios”, “La fascinación de una presencia” y una completa selección de sus escritos recogidos en los dos volúmenes titulados “La transparencia de lo invisible”, donde muestra su profunda fe en Dios, una gran paz interior y una humildad serena que emociona. En la plenitud de su madurez se le detecta una enfermedad incurable donde ella reproduce el  proceso interior de la muerte de Jesús: paz y profundo recogimiento, sin más ruido que un silencio cargado de vida por estas palabras: “Padre, a tus manos encomiendo mi espíritu”. Muere el 18 de Abril de 2006, martes de Pascua, participando de la Resurrección de Jesús de manera plena y definitiva: de la plenitud absoluta de Dios: “Os quiero mucho, quisiera deciros muchas cosas, pero no tengo fuerzas. Os dejo una sola palabra: Dios es amor. Soy muy pobre, me siento pobre, pero tengo a Dios y os doy a Dios”, dijo poco antes de morir.

≈ ≈ ≈

Resumen del documental “Re-crear soledades”. Cristina Kaufmann expone a manera de diálogo, temas esenciales como la vida contemplativa, la belleza, la fe, la juventud y la iglesia, el perdón, la oración y el amor.

Sabemos que desde Dios hoy te Alegras en el Señor porque ha estado grande contigo. ¡Gracias Cristina por todo lo bueno que de ti hemos recibido! (Hna. Virtudes Parra)

≈ ≈ ≈

Artículos recomendados:

Cristina Kaufmann: búsqueda de Dios y vida consagrada. José Damián Gaitán, O.C.D

Cristina Kauffmann, a la búsqueda de lo esencial. Teresa Guardans

Hermana Cristina Kaufmann. Carmel Mataró (Monasterio de la Inmaculada Concepción de Carmelitas Descalzas de Mataró)

El lenguaje de los místicos: Santa Teresa de Jesús. Cristina Kaufmann

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s